¡Comparte con tus amigos!Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterEmail this to someone

Hoy vamos a acercarnos al embarcadero de las Salinas de Santa pola. Las Salinas de Santa Pola tienen una superficie de más de 2400 hectáreas y en la zona costera existe una explotación salinera desde hace muchísimos años. Tiempo atrás el embarcadero servía para que pequeñas gabarras llevaran la sal desde las salinas a los barcos que estaban fondeados en alta mar. Hoy en día es un atractivo tirístico y merece la pena escaparse para visitar este embarcadero.

Imagen de la extensión que tienen las Salinas de Santa Pola. Hace algún tiempo os hablé de la Torre Tamarit, situada en las mismas salinas muy cerca de donde vamos  a ir hoy.

salinassp

mapadetsalinasPrimero vamos a llegar al embarcadero. Desde Alicante, al igual que hicimos en la Torre Pep, vamos a coger la carretera Nacional 332 dirección Santa Pola / Cartagena. En lugar de entrar a Santa Pola por la primera entrada (Santa Pola Este) vamos a seguir recto por la N332 unos 180 metros donde podremos utilizar un carril que nos desvía a la izquierda abandonando la N332 (por la Av. de Cristobal Sanz) En esta avenida, en la primera que podamos debemos girar  a la derecha (por la c/de los Tamarindos) donde debemos avanzar algo menos de 690 metros para bajar, en dirección a la Playa Lisa por la c/del Misterio de Elche. Al final de esta calle debemos girar obligatoriamente a la izquierda e ir hasta el final del paseo donde podremos dejar el coche una vez que giremos a la derecha a una calle más ancha con las montañas de sal yaa nuestra izquierda (actualmente la av- de Vicente Blasco Ibañez es de tránsito estando prohibido aparcar, más que nada porque no hay donde hacerlo) Pero una vez que giramos de nuevo a la derecha tenemos sitio suficiente… un lío, ¿verdad? Consulta el mapa para no liarte.

Una vez que hemos dejado el coche podemos acceder al inicio del camino por la derecha, aunque hay una valla que impide el paso a los vehículos, el acceo a peatones está junto a ella, pisando el paseo de la playa. Tras caminar unos 200 metros nos vamos encontrando las primeras sorpresas. Para empezar a nuestra derecha tenemos las tremendas montañas de sal, a nuestra izquierda el Mar Mediterráneo y frente a nosotros aparecen unos bunkers de la Guerra Civil.

Embarcadero

Embarcadero

Caminando algunos metros más ya vemos el embarcadero a nuestra izquierda y frente a nosotros una gabarra antigua y un cartel informativo bastante interesante.

Embarcadero

Embarcadero

Embarcadero

Embarcadero

Embarcadero

Si nos detenemos en ese cartel podremos entender la importancia de este muelle y de la zona para la actividad salinera de Santa Pola. A finales del siglo XIX se creaban las primeras infraestructuras que, de forma manual, extraían la sal y la transportaban, mediante estas gabarras, a los cargueros a través de la playa. En estas gabarras cabían unas 50 toneladas de sal que eran cargadas a mano, llevadas a remo a los cargueros y descargadas con la ayuda de los medios de carga de los propios cargueros. A finales de 1896 se pidió autorización al Ministerio de Fomento para crear un embarcadero que facilitase ese proceso, autorización que se concedió  construyéndose un embarcadero a finales del año 1897. En este momento se añadieron unos railes para facilitar la carga en las gabarras mediante unas vagonetas tiradas por bueyes que llegaban al final del muelle y volcaban la carga en las gabarras. Esto duró hasta  principios de los años 70 donde el sistema de embarque se trasladó al Puerto de Santa Pola. Ese “traslado” propició un cambio radical en la manera de explotar las salinas donde se pasó de un trabajo puramente manual a la creación de unas infraestructuras mecanizadas que cortaban y cosechaban la sal, se crearon cintas transportadores y se instalaron centrifugadoras para lavar la sal. A esta modernización había que sumarle la ampliación de las Salinas en superficie lo que provocó un aumento considerable de la producción, que “ha permitido la permanencia de esta industria y con ello la supervivencia de toda la riqueza biológica que atesora este espacio.”

Embarcadero

Embarcadero

Embarcadero

Hoy en día el embarcadero de Santa Pola es un área de recreo donde podemos descansar en los bancos que hay al principio, donde podemos pasera por sus maderas para observar las aguas critalinas que lo rodean o donde podemos disfrutar de un perfecto atardecer poniéndose el sol por la vecina Guardamar.

Embarcadero

Embarcadero

Embarcadero

Embarcadero

Embarcadero

Embarcadero

Embarcadero

Embarcadero

Embarcadero

Embarcadero

Embarcadero

Desde el embarcadero podemos ver Guardamer o la Marina y si miramos al otro lado la Isla de tabarca. Detrás nuestro, como desde hace má de 100 años, la actividad salinera continúa.

Embarcadero

Embarcadero

Embarcadero

¡Comparte con tus amigos!Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterEmail this to someone

Un comentario para “Embarcadero de las Salinas de Santa Pola”

  • Elkiko says:

    Desde luego Playa Lisa, es muy curiosa tanto en su parte marítima (entras y entras y eeeentraaas y al final para mojarte entero te tienes que tumbar), como en su parte terrestre edificada, ya que por la singular composición de su terreno, los cimientos y alturas de sus edificios son particulares.

Deja un comentario

Sobre mi…
Me llamo Angel y nací en la ciudad de Alicante hace unos 35 años. De mi padre heredé la afición por la montaña y la fotografía, afición que quiero compartir con vosotros, así que, poneros las botas y coger la mochila que empezamos la ruta.
Síguenos…
Seguir blog por RSS Feeds Seguir blog por Facebook Seguir blog por Facebook Ver galería de imágenes Ver vídeos
SECCIONES
· · ·
·
· · ·
·
·
·
·
ENLACES IMPRESCINDIBLES
·
·
·
·
MI OTRA GRAN PASIÓN
·
·
·
·
·
·
Archivos